TWITTER

miércoles, 26 de abril de 2017

El bandoler



El delirio del prusés nos deja otra perla sin desperdicio. El cantautor Lluís Llach amenaza con castigar a todos los funcionarios, da igual la Administración a la que pertenezcan y de la que cobren, que no acaten la legalidad catalana, esa entelequia que regirá el Ostfront una vez decretada la desconexión por la autoridad competente. Como no parece que el Fiscal General del Estado vaya a dar órdenes para que por delitos varios y presuntos se proceda contra Don Lluís, ni que tampoco un juez lo incapacite por razones evidentes, mejor tomarlo a risa y recordar aquella canción tan suya, la del Bandoler Joan Serra, e imaginar a los pobres funcionarios desobedientes reclamando piedad ante tamaña amenaza: no em mateu, que tinc dos fills i una esposa,us daré tot mon diner, però no em claveu eixa daga. No em mateu...pietat, pietat.

lunes, 24 de abril de 2017

La desmemoria



Ha muerto el que fuera ministro falangista José Utrera Molina, suegro de Ruiz Gallardón, y ha sido despedido como mandaban sus cánones, con el canto del Cara al sol por algunos falangistas allí presentes. Como también mandan los cánones de la estupidez, unas juventudes socialistas han denunciado el cántico ante la fiscalía por entender que ello vulnera la ley de memoria histórica. No parece tener mucho recorrido la denuncia, pues ese cántico en la despedida al exministro no era otra cosa un escrupuloso respeto a la memoria del finado y a la historia en la que se encuadró. Más bien parece un simple pero doloroso ataque de envidia de unos jóvenes que veían a Utrera como mucho más socialista que ellos. Y en unos tiempos más difíciles. La desmemoria, o la incultura, si no es lo mismo.

jueves, 20 de abril de 2017

El delirio



Francisco Marhuenda anda siendo investigado-que no imputado, pues su querido PP así reformó la ley ritual penal para no estigmatizar-por coaccionar, presuntamente, a Doña Cifuentes, que es también del PP, aunque podría ser de cualquier cosa con tal de saborear el poder. A uno se le hace cuesta arriba imaginar al melifluo Marhuenda coaccionando a alguien, ni siquiera a un canario enjaulado, pero vamos, cosas más extrañas se han visto. Como por ejemplo, y no es baladí, a un eufórico Ferrreras narrando en directo la detención de Ignacio González y soslayando la investigación, que no imputación, de Paquito y un tal Casals en la misma operación, pues el grupo Planeta, dueño de La Razón, paga la nómina de Ferreras y su esposa. Mientras, los tertulianos del Régimen, ante un PP que se parte en dos, andan como los generales la noche del 23-F, sin saber por qué bando tomar parte a la espera de que el jefe dijese mus o cortase por lo sano.

Esto es un delirio al que sólo sobrevive el clan Pujol, cuyo patriarca ya lo sentenció hace tiempo: ¿qué coño es esto de la UDEF? ¿Y la UCO? Quia.

jueves, 13 de abril de 2017

La Contra



Viejos amigos y conocidos han montado una web al servicio del club de sus amores, el Real Club Deportivo Español, La Contra Deportiva. Información independiente, sin pasteleos de clase alguna, y opinión de calidad al alcance de todos los periquitos que por allí quieran pasar. Por cierto el otro día se estrenó el amigo Tolerancio. Aquí, con esta pieza. Larga vida, pues, a la Contra.

lunes, 10 de abril de 2017

El final



Ahora que la banda terrorista ETA entrega su arsenal, escenificando así el final de una larga historia criminal, bueno es hacer alguna clase de balance de un fenómeno que, guste o no, forma parte de nuestras vidas. Y como el relato de esa historia, en los más variados sentidos, ya está más que escrito, sin que poco nuevo ni interesante se pueda añadir, habrá que buscar algún detalle que resuma lo más reciente, ese final anunciado y que los optimistas voluntariosos definen como derrota y que los más escépticos, como Jon Juaristi, asocian a la impunidad.

Para glosar ese final me quedo con dos gestos, decir opiniones sería excesivo, del Presidente del Gobierno, que a fin de cuentas es el que ha lidiado, por llamarlo de alguna manera, con el evento. El primero fue cuando se dio suelta a Bolinaga, vergonzoso episodio que el propio gobierno de Rajoy propició al otorgar el tercer grado penitenciario, paso previo a la libertad condicional, al secuestrador de Ortega Lara. Pues yo lo veo muy flaco, dijo el gallego al ser preguntado por la espinosa cuestión. El segundo vino con el fallo de Estrasburgo que tumbaba la doctrina Parot y provocaba la liberación inmediata y anticipada de un montón de asesinos en serie. Ahí el Presidente se mojó todavía menos, pues al ser de nuevo requerido por los periodistas se metió raudo y veloz en el coche no sin antes liquidar la cuestión con aquel célebre parece que llueve. Queden ahí esas perlas de indolencia, muy útiles para soportar la impunidad de la que habla Juaristi.

jueves, 6 de abril de 2017

La rebeldía



Confieso que siento una cierta debilidad por Andrea Levy, quizá por esa relación directamente proporcional que existe en la política española entre la vacuidad intelectual y el cargo que se ostenta, pero son las cosas del páramo cultural de la piel de toro, una seña de identidad como el jamón de pata negra o la paella en el chiringuito playero. Esta vez la cosa viene de la mano de una de esas entrevistas ridículas que hacen los suplementos de los periódicos y que pretenden crear empatía entre los políticos y el pueblo llano, como cuando sacaron a Soraya SS en postura sexy y luciendo piernas, si bien aquello generó más antipatía que otra cosa.

Andrea nos cuenta cómo suena su vida a través de las canciones que forjaron su carácter. Reconozco que me he quedado en la segunda pieza, pues descubrir que un grupo tan melifluo como Oasis puede hacer sentir rebelde a alguien es algo que me supera y desborda, casi tanto como cuando descubrí quiénes eran en realidad los Reyes Magos o que la Transición fue un abrazo de reconciliación entre españoles. Conociendo ya ese concepto de la rebeldía que atesora Andrea se entiende que la señora nos venda el carácter social de los presupuestos generales que presenta su gobierno y que entre otras cosas se resumen en que sube la cotización de los autónomos. Y ello con el apoyo de Ciudadanos, otros emprendedores y rebeldes al estilo Rivera cuyos gustos musicales prefiero no imaginar.

lunes, 3 de abril de 2017

De las eximentes



No hace mucho, y en relación con el caso Cassandra (también Ramón Vera Paz, al menos para el Tribunal), cuyo juicio por un delito de humillación a las víctimas del terrorismo se aproximaba, resaltaban los medios que la acusada había renunciado a su abogado de oficio porque éste no la atendía lo suficiente, y cuando lo hacía era para decirle que él era un admirador del almirante Carrero Blanco, destinatario de las bromas macabras de Cassandra, y que en todo caso su línea de defensa pasaría por alegar un trastorno mental, como eximente, o subsidiariamente como atenuante.

Celebrado el juicio y leída la sentencia que la condena a un año de prisión por ese delito, descubrimos que su nuevo abogado planteó esa circunstancia eximente en el juicio. En concreto, la de sufrir alteraciones en la percepción desde el nacimiento o desde la infancia, que implique una grave alteración de la conciencia de la realidad. Y todo parece indicar que la acusada, dada su trayectoria en las redes sociales, es una perturbada. Pero el tribunal no lo ha apreciado así, entre otras razones, tal como explica en su fundamentación jurídica, porque ninguna prueba se propuso para acreditar ese extremo. Un cierto varapalo al letrado, quien guiado por un exceso de optimismo procesal quizá pensó-no se puede entender de otra manera la estrategia-que la sola pinta de Cassandra, amén de muchísimos otros tuits en la misma línea demencial, acreditaría su trastorno. Pero como es sabido, el proceso es mucho más de pruebas que de impresiones.

miércoles, 29 de marzo de 2017

Bye



Así firmaba la primera ministra británica el adiós a la Unión Europea, y lo hacía con rostro amable, como mandan los cánones en un divorcio más o menos amistoso. Otra cosa es la cara del siempre rancio Donald Tusk, receptor de la misiva, cuyo talante al respecto poco importa ya en este trance. Aunque el tal Tusk siempre tiene la misma cara de idiota y antipático. ¿Y no significará Tusk cuñado en polaco? ¿Y para qué sirve el Consejo Europeo? Pues para molestar, como un cuñado. Lo dicho, bye, cuñado. 



lunes, 27 de marzo de 2017

Obituario



Puede ser habitual morir más o menos en paz, con uno mismo o con los demás, pero hacerlo con buen humor es ya más complicado. Así, con esta necrológica, se despedía de este mundo el notario, y también escritor, Don Enrique Aldaz Riera, que lo fue de diferentes plazas, entre ellas la de Hospitalet de Llobregat. Ahí fue donde lo conocí un poco, traté con agrado y disfruté con mucho gusto de su amable conversación entre escrituras, que era lo suyo de verdad, pues en cualquier receso tenía el detalle de ilustrarte con su erudición jurídica. Pero además, insisto, era escritor de fina ironía y cuidado lenguaje con más de una obra publicada. Que sus cenizas vayan donde mejor consideren sus deudos. Descanse en paz.

viernes, 24 de marzo de 2017

La cuñada



Si algo caracteriza a la política española, amén de su obscenidad, es su transversalidad, básicamente porque la derecha no existe y emula a la izquierda, que toda es extrema, en todo aquello que puede resultar rentable, por lo que la distinción, por mínima que sea, es ya imperceptible. Pero también prima la extravagancia, que es consecuencia irrefutable de la obscenidad.

Si hace poco glosábamos la última chorrada de Pablemos y el niño que lo retrató, hoy nos centramos en la siempre mediática y simpática Chichifuentes, que se mete en todos los charcos que encuentra en el camino. La última de la presidenta, caliente todavía su ridículo con el autobús genital, ha sido decir que Íñigo Errejón es el hijo que toda madre querría tener. Por chocante que resulte la afirmación desde un punto de vista político, no criticaremos los gustos de una señora que vaya usted a saber qué hijos tiene y qué satisfacciones le han dado, pero ya puestos a ir por la senda del buen rollito con la extrema izquierda, y dentro de la exaltación del amor materno y para no caer en discriminación de clase alguna, más admirable hubiera sido decir que ese hijo soñado por ella era Espinar, o Echepenique, elementos muy cariñosos a tener en cuenta entre estos émulos de Saint-Just y su guillotina. Lástima, otra vez será.

En cualquier caso, y dejando a un lado la siempre necesaria ironía para transitar por este valle de lágrimas, lo que está claro es Chichifuentes es el prototipo de cuñada, ésa que todo el mundo debe soportar y que nadie hubiera querido tener, o sí, que con la transversalidad todo es posible. Y hasta loable.

martes, 21 de marzo de 2017

El niño artista



La última boutade de Pablo Iglesias ha sido mostrar en las redes sociales un retrato que le hizo un niño en el tren. Este retrato me lo ha hecho un niño en el tren sin que me diera cuenta. Me lo ha dado al llegar a Madrid. Estas cosas me conmueven. Si no los abortan antes, es un clásico en el comunismo la manipulación de los niños, sea en forma de pioneros con pañuelos de vivos colores al cuello, sean en toda clase de festivales donde se vitorea al líder máximo. De ahí que el conducator podemita no haya tenido reparo en hablarnos del niño y de la emoción que le embargaba al recibir la obra.


El retrato en sí, de una crudeza aplastante y vivo realismo, cuadra a la perfección con el arte típicamente soviético, que huía del decadente arte burgués, siempre plagado de las  extravagancias típicas de todo lo moderno. Y es que el niño, quizá sin saberlo ni pretenderlo, dejó un retrato del líder que tiene de parecido asombroso con una de las referencias históricas de Pablo, Felix Dzerzhisnky, fundador de la Cheka: normal, pues, la conmoción que le produjo el regalo.

viernes, 17 de marzo de 2017

La multa



Tras el fracaso del gobierno con el decreto ley que regula la liberalización de los estibadores, muchas han sido las reacciones: euforia de los trabajadores interesados, que siguen siendo una casta, decepción de los promotores con reproches al comodín Ciudadanos y jolgorio en la variada oposición de nacionalistas e izquierda extrema, que es toda la izquierda. De todo ello se queda uno con el lamento de Andrea Levy, quien en un alarde de patriotismo económico-tampoco conoce otro-afirma que la broma nos costará a todos los españoles-incluidos los que no se sienten como tales- 134.000 euros al día en concepto de multa made in Bruselas. Valoremos el drama como nos exige Levy, en su justa medida y mirando nuestro bolsillo: si esa cantidad se divide entre los 47 millones de españoles, salimos a 0,002851 euros por cabeza. Si el problema perdura, pongamos un año, que Rajoy sólo corre cuando anda, nos vamos, salvo error u omisión, a 1,04 euros por cada españolito de derecho. Y eso suponiendo que la multa se pague y no sea una ficción jurídica. Será por dinero...En fin, un sinvivir, Andrea.

miércoles, 15 de marzo de 2017

Liturgia televisiva



La última ocurrencia de Podemos ha sido proponer la supresión de las misas católicas en Televisión Española. La razón es que una televisión pública no es el espacio más adecuado para ritos religiosos, aunque esa explicación no debe conducir al error de pensar que las huestes de Iglesias apuestan porque esos ritos se vayan a los medios privados, entre otras razones porque estos comunistas ya se han pronunciado a favor de que todos los medios de comunicación, como los de producción, sean públicos, o al menos estén sometidos a un férreo control por parte del Estado. Lo que subyace es el odio por todo aquello que tengan que ver con la religión católica, sea la misa dominical, sea la asignatura de religión o la célebre casilla de la declaración de la renta, sea la Semana Santa que tanto ocio y descanso proporciona al personal. A la propuesta se ha sumado de manera entusiasta Albert Rivera, que siempre que puede está encantado de ejercer de monaguillo con independencia del sacerdote que oficie el tostón.

Todos aquellos que algún día militaron en el comunismo afirman, con ese orgullo pedante de intelectuales enamorados de su ombligo y a modo de excusa no solicitada, que aquello era como una religión, la única y verdadera de los hombres libres, y algo de cierto hay: ahí están Pablo, con ese apellido emblemático y su pinta de Mesías, y sus más o menos disciplinados seguidores para certificarlo. Y ese aire de homilía permanente que atesora el discurso podemita, ¿no es una misa constante que se imparte de lunes a domingo especialmente en la Sexta pero también en la televisión de todos? Porque, a fin de cuentas, y entrando de lleno en el mensaje, ¿qué es la promesa de una renta básica universal sino el milagro de la multiplicación de los panes y los peces? Y que los mercados son culpables lo dice hasta el Papa, que además nos reprocha que acogemos pocos refugiados. Todo esto no es más que una milonga que se evitaría con una buena conjugación de dos principios básicos, la libertad religiosa y la económica: ciérrese de una vez por todas RTVE y habremos resuelto el problema. Será un milagro, pero hay que tener fe.

lunes, 13 de marzo de 2017

Idiomas



Que el presidente del gobierno no sabe idiomas es un hecho que no admite mucha discusión: no hay más cera que la que arde y. como bien dijo Anasagasti cuando se le reprochó que no hablase en vascuence, loro viejo no aprende idiomas. Ese balbuceo extraño, bueno, no, hombre no, vamos a hacer, venga…viene a ser algo muy parecido al glorioso parece que llueve, especie de chiste con el que nuestro hombre despachó al periodista que le pedía su opinión sobre el fallo de Estrasburgo  que tumbaba la doctrina Parot. La indolencia de un país reflejada en su presidente. Todo muy elocuente. Tanto que no precisa traducción.

jueves, 9 de marzo de 2017

El núcleo duro



De esta fotografía-el núcleo duro de Europa, según los medios más serviles-no se sabe muy qué llama más la atención: si la mujer de rojo sonriendo en todo su esplendor decadente, si el gesticulante francés en plan Dúo Sacapuntas-cómo estaba la plaza-,si el de la derecha, que aseguran es italiano y escucha con deleite, o el señor de la izquierda, que tiene ese aire del que acaba de llegar a una reunión y pega la oreja por si pilla algo, y acaba echando una mueca extraña, que nadie sabe interpretar pero que sirve para no mojarse en exceso, aunque por no llevar la contraria, es su talante, seguro que acaba riendo como los demás.

Mientras la vieja y decadente Europa avanza imparable hacia un destino no precisamente gozoso, los burócratas que la gestionan, incluido el señor de Pontevedra, o Santiago, que pasaba siempre por allí, se reúnen con la pompa habitual y siguen tocando su insulsa melodía, tal que aquellos músicos del Titanic, como si el hundimiento de la nave no fuese con ellos. O sí: en realidad, y bien mirado, la cosa no van con ellos sino con sus millones de súbditos. Europa era esto: un cuadro absurdo con figurantes anodinos. Aunque risueños.

lunes, 6 de marzo de 2017

Herencias y legados



Anda el personal revuelto con la excesiva tributación con la que algunas regiones castigan a las herencias, entre otras razones, y de forma somera, por considerar que sobre los bienes que se pueden heredar, especialmente si son inmuebles, ya que se tributa durante años y por diferentes conceptos. Así que algunos han decidido movilizarse para acabar con tamaña injusticia, lo que ha generado el entusiasmo de los más liberales al rememorar tiempos pasados y gloriosos, aquéllos en los que una revolución de calado principiaba con una revuelta contra el fisco. Por soñar que no quede, eso es algo que por el momento no tributa aunque genera cierta melancolía.

No pueden ignorar los indignados que se lanzan a la calle que la clave está en la Constitución, ese árbol que da frutos generalmente podridos, y su declaración programática, pero muy efectiva, de la función social de la propiedad y la herencia. Añádase a ello la organización territorial del Estado, con un chorro de entes públicos que necesitan financiarse para atender su propio bienestar, porque qué es el Estado del Bienestar sino el Bienestar del Estado. Y no olviden los indignados que ningún partido político-otra pata más del mismo banco-propugna la desaparición del impuesto de sucesiones, ni de ningún otro, en verdad, lo que abunda aún más en aquella definición que Reagan nos dejó sobre el contribuyente, que es una persona que trabaja para el gobierno pero sin haber hecho oposiciones. ¿Y el gobierno? Pues unos señores que sí opositaron, como también lo hicieron sus padres: todo un legado libre de impuestos, de ahí su amor por la burocracia y la fiscalidad.

jueves, 2 de marzo de 2017

El autobús



Ese genio llamado Tom Wolfe nos dejó un libro desternillante como pocos, Ponche de ácido lisérgico, cuya lectura recomiendo vivamente. En la obra se narran las aventuras estupefacientes-el mítico LSD-de un grupo de chalados, Los Alegres Bromistas, capitaneados por Ken Kesey, auto de Alguien voló sobre el nido del cuco, que recorren Estados Unidos de costa a costa sobre el Further, un autobús escolar pintado con llamativos colores que usan para difundir el espíritu del ácido, lo que les acarrea una persecución implacable por parte de las autoridades norteamericanas: la típica historia de rebeldía, la del transgresor contra el conservador.

Salvando las distancias, pero con el mismo espíritu transgresor, ese autobús que divulga lo evidente, lo que entre las piernas tienen los niños y las niñas, y la reacción de las autoridades en su afán por perseguir lo que sólo ellas interpretan como odio, recuerdan al Further de Ken Kesey y su grupo de amigos. Una historia, la del autobús naranja de Hazte Oír y las histéricas reacciones suscitadas, auténticamente estupefaciente, como el ácido lisérgico, que nos hace ver cosas que nunca se hubieran imaginado. Es el signo de unos tiempos alucinantes.

martes, 28 de febrero de 2017

Línea de defensa



Que las redes sociales son un avispero salta a la vista y no es necesario extenderse mucho en ello: constantes son los procedimientos judiciales que se incoan por injurias, calumnias, enaltecimiento del terrorismo y otros tipos penales variados por opiniones lanzadas en la red. Hace poco una tuitera fue empapelada por alegrarse-manda narices que lo haga ahora con lo que ha llovido desde aquel 73-del asesinato de Carrero Blanco. Como no podía sert de otra manera, la señora era esperada con los brazos abiertos en la Audiencia Nacional, pero su juicio se ha suspendido, siendo el motivo una más que complicada relación abogado-cliente.

No se puede elegir letrado de oficio, pues como un hijo, te toca lo que la suerte quiere: guapo o feo, listo o tonto. Es como la ruleta de un casino y la bolita caprichosa. Y así, a la tuitera montaraz le tocó un abogado que admiraba al almirante y que planeaba una línea de defensa basada en el trastorno mental de su clienta. Y en verdad no es mala estrategia: mejor apelar a la indulgencia-miren, señorías, qué necia es la pobre-que al sentido del humor-qué graciosilla, verdad-de los ropones que han de juzgarla. Porque, a fin de cuentas, el sarcasmo más cruel con el magnicidio de Carrero ya quedó agotado con el mismísimo Franco, quien no tuvo reparo, tras conocer la noticia, en afirmar aquello de no hay mal que por bien no venga.

domingo, 26 de febrero de 2017

De la violencia doméstica



No es posible mantener a las mujeres dentro de los límites de la razón excepto a través del miedo; en el matrimonio, sin embargo, es preciso mantenerlas a raya, pues uno tiene que compartir con ellas lo mejor de sí; de ahí que se pierda en placer de la relación amorosa lo que se gana en autoridad. Eso explica que la mitad de todos los asesinatos que se cometen en Inglaterra ocurran entre cónyuges.

Arthur Schopenhauer, El arte de conocerse a sí mismo.

jueves, 23 de febrero de 2017

Todos los días, uno tras otro



¿Cómo está la botella, medio llena o medio vacía? ¿Es usted pesimista y ve nubes que tapan al sol o, por contra, es usted un optimista que siempre ve al sol intentando abrirse paso entre los nubarrones? Depende, diría el gallego escéptico, y valga la redundancia ¿Ha sido pésima la instrucción del juez Castro en el  Caso Nóos cuando los dos principales acusados han sido condenados a penas severas? La intelligentsia del putrefacto Régimen opina que sí, que el juez ha fracasado estrepitosamente, quizá porque otros jueces no han condenado a la Infanta de España, tal y como solicitaba, no el instructor, que como no podía ser de otra manera sólo veía indicios racionales de criminalidad en su contra, sino tres señoras jueces que así lo han considerado tras un juicio con todas las garantías. Ya vendrá el Supremo con la resolución definitiva, si nadie ajeno al proceso lo remedia.

Salvado lo anterior, que no es más que retórica procesal que aburre hasta la saciedad, sólo queda glosar, pasados unos días tras el parto de la burra, el éxtasis de tertulianos, paniaguados y turiferarios del 78, quienes a estas alturas todavía andarán salivando con un fallo-oxímoron-que para ellos y ellas es un triunfo. Entre esta tropa, y por aquello de seleccionar un poquito, que lo bueno siempre ha de ser breve, me quedo con el ínclito Ignacio Camacho, el mismo del ABC, la Cope y terminales asociadas. Se pregunta el tal Camacho, Ignacio, sobre la responsabilidad que tiene un juez que instruye durante siete años un sumario-en verdad, Camacho, no era un sumario, pero eso todavía no lo sabes ni ya nuca lo sabrás-cuyas conclusiones resultan severísimamente revocadas por el Tribunal encargado de juzgarlo?

Sobre la revocación severísima nos remitimos a lo dicho antes sobre la botella medio llena o medio vacía. Sólo añadir un dato anecdótico pero que no es baladí: el melifluo Camacho lleva años escribiendo una columna diaria en ABC, los 365 días preceptivos. Ustedes me dirán, y con razón, que tal afirmación no es cierta del todo, pues hay unos pocos días en los que por fortuna no hay prensa, pero ello es indiferente para el melifluo Camacho, pues él escribe su columna y se la manda por correo electrónico al que tenga guardia en el diario, Navidad, Año Nuevo y alguno más que ya no recuerdo: es la tradición de Ignacio. Y uno se pregunta sobre la responsabilidad que tiene un plumilla que escribe todos los días, año tras año, una columna cuya inconsistencia, indocumentación e inanidad es revocada una y otra vez por la tozudez de los hechos? Pues como todo, depende, de la indulgencia del lector y del caso que se le preste al tipo.

martes, 21 de febrero de 2017

España invertebrada



Como decía Camus, la estupidez insiste siempre, una y otra vez, de ahí que Pedro Sánchez vuelva por sus fueros-y nunca mejor dicho-con lo de España como nación de naciones. Modificar el artículo 2 de la Constitución en un sentido que sólo él sabe pero que en la práctica se traduce-vuelta a la casilla de salida-en que Cataluña es una nación. Conclusión que matiza la plurinacionalidad con la que el socialista se llena la boca para dejarla en binacionalidad: España y Cataluña, pues el País Vasco son territorios históricos y Navarra, como lo fue el campo de Osasuna, un Reyno. El resto quedan como estaban, al fin y al cabo, y una vez muerta Castilla, nunca aspiraron a otra cosa que el acomodo en el presupuesto.

Casi un siglo después de la publicación de España invertebrada, Sánchez insiste, aunque para agravarlos, en los males que diagnosticó Ortega, dejando más latente y atinado que nunca el lamento del filósofo: hoy no hay hombres en España. Cierto: sólo hay estúpidos.

domingo, 19 de febrero de 2017

Fundamentos jurídicos...y algo más



Hace unos días me notificaron una sentencia de violencia doméstica-de género, según el torpe legislador-que absolvía a mi cliente de un delito de maltrato habitual en el ámbito familiar, y lo hacía por falta de pruebas suficientes para condenar. Básicamente, es la historia de casi siempre: mujer que denuncia a su marido, que además ante el juez instructor da detalles-si bien con poca claridad y con numerosas contradicciones-sobre unas presuntas agresiones y que, llegado el juicio, se acoge  a su derecho a no declarar contra su cónyuge. Sin más pruebas directas desplegadas en el juicio, el juez está obligado a absolver. Insisto, algo muy habitual, pero también ajustado a derecho.

La peculiaridad de este caso reside en que la juzgadora, tras citar la doctrina constitucional sobre la presunción de inocencia, dedica un párrafo a echar una bronca monumental a la denunciante por no haber sostenido la acusación y no haber declarado contra el esposo, recordándole que la sociedad está plenamente concienciada contra esa lacra que es la violencia machista, lo que se traduce en que no había sido valiente una vez dado el primer paso, para acabar diciéndole a las claras que hubiese condenado al marido si ella hubiese declarado. No es algo habitual, es la primera vez que lo veo, porque el resto de jueces no entran en esas valoraciones personales que atentan contra la libertad de las personas y el ejercicio de derechos. No se declara, porque no se desea, y punto.

Mientras leía esa fundamentación jurídica me acordaba de una sentencia que absolvió a Otegui porque la fiscalía de la Audiencia Nacional no acusó: eran los tiempos de la negociación con la ETA y el batasuno era, según Zapatero, un hombre de paz. La Sala vino a decir que no condenaba porque no podía-en base al principio acusatorio-pero qué ganas tenía, qué ganas de empapelar al proetarra. Ya puestos, y para rematar la faena en el caso de mi cliente, en la parte dispositiva de la sentencia Su Señoría debería haber dicho Fallo que debo absolver y absuelvo porque no tengo más remedio al hideputa Don Tal. No lo descarten en un futuro: hoy vemos cosas que ayer parecían impensables. Paciencia y barajar, como en el naipe.

miércoles, 15 de febrero de 2017

Freak institucional



Hay noticias cuyo tratamiento por los medios de comunicación provoca un estupor inicial que suele desembocar en una sensación muy parecida a la hilaridad más incontenible: creen los plumillas haber descubierto la pólvora y olvidan que llevamos años instalados en el mayor de los desmadres, a la vez que soslayan una máxima-la realidad siempre supera a la ficción-que por estos pagos es un dogma sagrado. Viene esto a cuenta del nuevo presidente del parlamento balear, un tipo extravagante en el que muchos creen haber encontrado una mina. Y es cierto que el tipo, un friki de manual en una alta institución, da mucho juego, pero no es ninguna novedad en el páramo, ningún precursor en el erial. Inculto, poco trabajado, antiespañol, republicano, rencoroso...¿Y? ¿Recuerdan a Patxi López? Flaca memoria. Lo dicho, nada nuevo bajo el sol.

lunes, 13 de febrero de 2017

Concilios y cónclaves



Es evidente que hay más democracia, pluralismo y rivalidad en un congreso de Podemos que en uno del Partido Popular. Rajoy arrasa con la misma facilidad que lo hacían Fraga y Aznar, sin bajar del autobús, se da un baño de masas y vuelve a su guarida hasta el próximo día de la marmota. Del concilio a la búlgara quizá lo más destacable haya sido la anécdota del insípido Maillo, quien se enfadó con un compromisario que le exigía que se hiciese constar en el preámbulo de los Estatutos que el Partido no era socialdemócrata: ¡me ofende!, negó por tres veces el gerifalte, no lo somos ni lo seremos. Pero por si acaso no lo ponemos, no sea que hagamos el ridículo. Aunque nada le costaba haber dejado satisfecho al compromisario y ponerlo, a fin de cuentas los preámbulos, como el de la Constitución, carecen de eficacia jurídica, si bien Maillo lo desconoce.


En cuanto a lo de Podemos, se cumplieron los pronósticos y el líder Pablo salió airoso del cónclave, lo que en una iglesia como la comunista se traduce en que se ajustarán cuentas y se harán autocríticas en cabeza ajena. Eso, y algo más doméstico: que el tío de la silla supersónica seguirá sin dar palo al agua y viviendo del momio, que para eso vino a España. Mas no desesperen los críticos y tengan paciencia los derrotados: necesitarán unos cuantos congresos más, como aquel mítico veinte del PCUS, para que se condene el culto a la personalidad. Eso, y que el líder haya muerto. 

miércoles, 8 de febrero de 2017

La leyes de la herencia



Como bien nos dice la Constitución, que sólo rige para los contribuyentes y otra clase de parias, el Estado reconoce la propiedad privada y la herencia, pero, ojo, más adelante ya sentencia que la función social de estos derechos delimitará su contenido, de acuerdo con las leyes: magro consuelo el de la ley dirá el profano mientras ya se tienta el bolsillo. Curiosamente, y a renglón seguido en el mismo artículo, ya se habla de la expropiación forzosa: tanta concentración de intervención estatal y de desgracia para el ciudadano no se veía desde aquel tristemente célebre artículo 58 del Código Penal soviético.

En el fondo, lo que subyace en todo este despropósito, unido a la demencial legislación tributaria, es el viejo mantra comunista que nos dice que la propiedad es un robo. Y a eso va el recaudador tributario, a robar al propietario para poner las cosas en su sitio y retornar los bienes al Estado, esencia de la socialdemocracia que nos garantiza, según ellos, el bienestar. Es el caso de esa mujer andaluza que acabará en el arroyo por la función social de la herencia de su difunto esposo. La presidenta de su región pide armonizar este latrocinio entre los diferentes taifas, pero no su desaparición, faltaría más. Que todos paguen como los andaluces, o casi. Si no, que todo siga igual, que para eso la misma Constitución, en su Título VIII, garantiza la desigualdad entre los españoles.

sábado, 4 de febrero de 2017

Blanquerna



Tal vez sea casualidad, no caigamos en la conspiranoia y ser acusados de realistas, pero no deja de ser curioso que coincidiendo, o casi, con la sentencia del caso Blanquerna, dura lex, sea ahora laGeneralitat la que conceda el premio que lleva el mismo nombre al Marqués Del Bosque, Don Vicente para los amigos. ¿La razón? Recompensa, básicamente, a la promoción de Cataluña en la pérfida y árida Meseta. Si se indaga un poco más, es un reconocimiento al talante del Marqués, que siempre ha sido favorable al diálogo y la concordia entre Cataluña y España, todo lo contrario que los vándalos que entraron en la librería con gritos y empujones.

Frente al odio de los ultras, el buen rollo del seleccionador del combinado autonómico, la Roja para el vulgo y los medios, que ya se posicionó en su día a favor del derecho a decidir de Cataluña, lógicamente, en solitario, sin contar para nada con la opinión de su Salamanca natal: como es de ver, sui generis interpretación de la soberanía nacional-dónde reside, Don Vicente- la que nos brinda este Carl Schmitt en chándal. Glorioso final para el empalagoso tiqui-taca personalizado en su arquitecto, que de esta guisa recibe el galardón más merecido, el del peloteo.  

jueves, 2 de febrero de 2017

DEFCON 3



Dónde irá el buey que no are, o qué boda sin la tía Juana; entre los muchos odios que suscita Donald Trump, hablamos de España y soslayamos a la puta y vieja Europa, faltaba uno de los más previsibles, y ha tardado bastante, de ahí que muchos ya diésemos por hecho que un organismo de lo más estúpido y repugnante de este páramo indecente hubiese sido disuelto por el legislador y no tuviésemos noticia de ello.

El Consejo General de la Abogacía Española critica- si solo fuese eso sería hasta razonable-y rechaza-ahí nos metemos en un lodazal-una medida legislativa que adopta el presidente USA en el ejercicio de sus funciones. Nada nuevo bajo el sol. A la vista de ello, y una vez se tenga conocimiento de la condena por el censurado, es posible que la autoridad competente, militar y norteamericana, por supuesto, decrete que se pasa a DEFCON 3. Como en 1962 con la crisis de los misiles. Atenta la guardia.

miércoles, 1 de febrero de 2017

De la conllevancia



Es evidente que con el asunto catalán son pocos los que ya permanecen cuerdos. Algunos, como el juez suspendido Santiago Vidal, ya apuntaban maneras de su extravagancia cuando ejercían uno de esos poderes del Estado que tan poco lustre tienen; otros, u otras, como la tal Arrimadas, se suben ahora al carro de los que abogan por soluciones políticas a la cuestión que nos ocupa, lo que la hermana, sin duda, con los propios secesionistas, para los que la ley y su aplicación no son más que una especie de fascismo, o feixisme en vernáculo.

Hace unos pocos días, Arcadi Espada, que siempre ha sido un verso suelto, firmaba un artículo llamado Brexiters en el que largaba esta perla en la que no parece, salvo mejor criterio, flotar mucho la ironía ni el doble sentido:

El Tribunal Supremo británico ha sentenciado que la instancia que en su momento (1972) autorizó la entrada del Reino Unido en la Comunidad Europea es la única que puede autorizar su salida. Es una sentencia de amplio espectro. Podría leerla con atención, por ejemplo, el presidente de la Generalidad de Cataluña. Tal vez le ayudara a entender que en 1978, con la aprobación de la Constitución, no fueron los catalanes los que decidieron que iban a formar parte de España sino que fue el conjunto de los españoles el que decidió que Cataluña era parte de España.

Parece que la unión entre España y Cataluña se decidió, o al menos se validó con toda la pompa, el 6 de diciembre de 1978 con la aprobación de la Constitución. Nada de eso había antes, puede deducirse, pues se decidió así por el conjunto de españoles, ex novo, como se constituye una sociedad mercantil. Cuando menos desfortunado: vamos, que si no se hubiese aprobado ese texto-que para Espada parece fundacional de algo más que un régimen político-Cataluña hubiese quedado en un limbo en lo que se refiere a su relación con España como Nación y Estado. Cientos de años de Historia común a esparragar. Ya decía Ortega que había que conllevar el problema catalán como buenamente se pudiese, más bien con resignación. Será cierto, pero lo mejor será tomarlo, tanto lo que viene de unos como de otros, con humor.

lunes, 30 de enero de 2017

Unos cuantos libros



El otro día Jimenez Losantos tuvo uno de esos momentos brillantes, divertidos, y ello para dar una lección de Historia al concejal madrileño Sánchez Mato, quien poco antes había afirmado que en la hermosa Revolución Rusa sólo murieron cinco personas. Van ahí unos cuantos libros imprescindibles para valorar la grandiosa obra del comunismo. En mi caso, la mayoría ya eran conocidos, y fueron leídos con deleite en su día, pero alguno nuevo descubrí, hallazgo que habrá que despachar en cuanto se pueda. Espero que les sea de utilidad y pasen un buen rato. La risa está garantizada. 

jueves, 26 de enero de 2017

El principio de Hanlon



Uno se alegra de la victoria de Trump por esa lacra que es lo puramente doméstico, soslayando los intereses de los norteamericanos o la paz del mundo mundial, memeces que no interesan lo más mínimo a todos aquellos que chapoteamos en el siempre gozoso fango del pesimismo antropológico. Las úlceras que la nueva presidencia norteamericana provoca en políticos y tertulianos españoles son, como diría el tonto emérito, motivo de honda satisfacción, gozo irrefrenable en este páramo cultural todavía llamado España.

Una de esas últimas vomitonas de bilis nos la ofrece González Pons, un tipo que al igual que los Reyes Magos trabaja una vez al año y es mentira. Nos cuenta Pons que Trump es el Jesús Gil de Estados Unidos, un peligro para Europa, un demonio que solo ansía levantar muros contra la globalización y una mala noticia para los demócratas del mundo. No merece la cosa el menor análisis, pues con Pons se cumple el principio de Hanlon, que nos dice que no debe atribuirse a la maldad aquello que puede ser explicado por la estupidez. Jesús Gil, menos tonto de lo que muchos creían, habría dicho del eurodiputado que es un estúpido ostentóreo.

martes, 24 de enero de 2017

Por el artículo 58



Contaba Aleksandr Solzhenitsyn en Archipiélago Gulag la anécdota del prisionero recién llegado al campo al que sus compañeros de barracón preguntaban cuánto le había caído, a lo que el hombre apesadumbrado respondía que veinte años. ¿Y qué has hecho?, insistían los veteranos. Nada, respondía el otro. Mientes, por no hacer nada te caen sólo diez años. El humor negro demuestra a las claras lo que era el célebre artículo 58 del Código Penal soviético, un cajón de sastre para acabar con los enemigos del sistema con un exceso de retórica a la hora de tipificar la disidencia y una mínima liturgia para cubrir el expediente.

Recuerdo ahora ese pasaje de la obra al ver cómo el Tribunal Supremo aumenta las penas-hasta cuatro años de prisión-a los que entraron con malos modos en la librería Blanquerna de Madrid. Entienden los excelentísimos señores que la actuación de los asaltantes estuvo presidida por el odio ideológico, otro cajón de sastre para dar trabajo a los ropones y pienso a los tertulianos. Imagino a los que entren en prisión por esos hechos respondiendo al cuestionario de los veteranos: ¿cuánto te ha caído? Cuatro años; ¿y qué has hecho? Nada, entrar en un acto, dar cuatro voces y un par de empujones.  Pero lo hiciste con odio. Por eso estás aquí, para reeducarte. Como en el Archipiélago.

jueves, 19 de enero de 2017

El recibo



El ministro de Industria, un tipo que ha pasado su gozosa vida amorrado a las ubres del Estado, nos ofrece las razones de la subida del recibo de la luz: porque no llueve (la pertinaz sequía del franquismo, otra herida no cerrada por la memoria histérica), porque no hay viento (ausencia que uno pensaba que era buena para salir un domingo de aperitivo), porque el petróleo sube de manera artificial (culpa de los países productores y de un mercado regulado artificialmente, como al ministro le gusta), porque Francia no hace trabajar las centrales nucleares como antes (culpa que no queda muy clara, al menos en la exposición ofrecida, o el francés como enemigo ancestral) y finalmente, y a modo de corolario existencial, porque hace más frío y la gente tiene la fea costumbre de calentarse con algo más que el alcohol, sustancia cada vez más gravada fiscalmente por ese Estado del que el ministro de Industria es  prócer destacado.

Frente a la pobreza energética, la riqueza dialéctica: haga sus cuentas el personal y tome el camino más barato, que posiblemente sea calentarse con un buen orujo, a ser posible de la marca Hijoputa. Si existe todavía y no ha sido prohibida por la Unión Europea, claro.

lunes, 16 de enero de 2017

La tribu



No puedo resistir la tentación de enlazar este divertido resumen-confeccionado por la Contra TV de Fernando Díaz Villanueva-de la entrevista que hace Pablo Iglesias a la cupera Gabriel. No tiene desperdicio. Si les interesa la entrevista completa, aquí la dejo.

jueves, 12 de enero de 2017

Gratis et amore



Una de las grandes virtudes de la socialdemocracia es su capacidad para pervertir el lenguaje sin que el personal receptor de la misiva haga otra cosa que asentir, o a lo sumo encogerse de hombros y mirar para otro lado. La presidenta de la comunidad de Madrid saca un abono transporte para jóvenes y nos cuenta que eso supone un ahorro de cien millones para las familias, ocultando que la multiplicación de los panes y los peces es literatura religiosa y que son esas mismas familias con sus impuestos las que financian tamaño invento para la juventud. Es algo parecido a los bandazos que va dando la ministra de Sanidad con el copago farmacéutico para los pensionistas: hoy sí pero mañana no, que la sanidad es gratuita, con esa gratuidad tan española que es la que se paga entre todos.

Ya lo dijo aquella otra ministra española y socialista, aunque socialistas son ya todos los ministros, que el dinero público no era de nadie, y en ello seguimos instalados, que lo vamos repartiendo alegremente tras su multiplicación a través del presupuesto. Pero luego los populistas, según la acémila tertuliana en permanente guardia, son Le Pen y Trump, que todavía no administran nada pero que seguro nos llevan a la ruina mundial. Y gratis.

lunes, 9 de enero de 2017

Desheredar



Como la herencia, al igual que la propiedad y según la Constitución, tiene una función social, y este humilde foro no deja de ser una especie de reunión social de unos pocos amigos en la distancia, les pido su opinión sobre una novedad legal que lleva más de un año rigiendo en el País Vasco: la posibilidad de desheredar a los hijossi bien con alguna limitación pero sin la rigidez que impera en el Código Civil y en otros derechos forales. Es decir, que prime la voluntad del testador por encima de cualquier vínculo familiar: premiar o castigar.

Adelanto que soy radical partidario de la norma, incluso sin ninguna limitación, pues es la autonomía de la voluntad la que debe guiar los deseos de la persona que dispone de sus bienes para el momento de pasar a mejor vida, sin que ello quede limitado por el parentesco, mucho más si los padres, como sucede en muchas ocasiones, no han sido bien tratados por los hijos. Decirlo así, más o menos, hizo que días atrás un colaborador habitual de Libertad Digital me bloquease en Twitter tras responderle que esa ley no era, como él sostenía, un ataque, otro más, a la familia. No le gustó al hombre, según me dijo, mi afirmación de que la voluntad del testador debería ser sagrada en un sistema liberal y que ni familia ni hostias en vinagre. Parece que con la Iglesia topé. 

jueves, 5 de enero de 2017

Mediterráneo



Joan Manuel Serrat, que como cualquier cantautor que se precie no se retirará nunca, ha decidido grabar una nueva versión de su célebre Mediterráneo para dedicarla a los refugiados que cruzan ese poético mar en busca de una vida mejor. Dónde irá el buey que no are: rodeado de músicos de talante progresista, hará un concierto cuya recaudación, como es costumbre en esta clase de filantropía, se quedará por esos caminos de Dios, o de Alá, que viene a ser lo mismo según Bergoglio. De Algeciras a Estambul el mundo baila al son de en una música que no resulta muy placentera, pero ahí están nuestros intérpretes para demostrar que al mal tiempo, buena cara y buen rollito y que otro mundo, por supuesto mejor, es posible. Así pues, bienvenidos refugiados al Mediterráneo, y recordad que soy cantor y soy embustero y que, si un día para mi mal viene a buscarme la parca, yo os acogí en el Mediterráneo.

lunes, 2 de enero de 2017

La soldada



Si sigo con Pedro, ¿cómo vamos a pagar la hipoteca? Pocas veces se ha visto tanta sinceridad en un político español, aunque fuese en una conversación privada con su esposa. En el lamento existencial de Hernando-mucho menos prosaico de lo que a simple vista parece-confluyen la diligencia del buen padre de familia y la pobreza personal y profesional de la clase política. ¿Qué hago si pierdo el chollo de la mamandurria, yo que no he hecho nada antes de ser elegido por el sufragio universal?, ¿de qué vivimos ahora, cariño, y cómo pagamos la hipoteca, el coche y el colegio de los niños?

Nos cuentan las élites extractivas, usando como voceros a esos muertos de hambre que son los tertulianos, que cobran poco nuestros políticos. Vista la preocupación de Hernando y teniendo en cuenta que el euríbor está por los suelos, bien podemos concluir, salvo que el hombre y su familia vivan en una mansión de lujo, que la soldada de los próceres patrios es más que aceptable y no es para ir llorando por las esquinas. Menos todavía-ahí es nada la recompensa moral-si hasta el Rey te felicita por tu sentido de Estado. Aunque más que sentido, lo de Henando por el Estado, como el propio Rey, es amor.