TWITTER

sábado, 12 de febrero de 2011

Fachas



Enrique Sopena: Hay que frenar al facherío. Eso sí, siempre por la vía legal y pacífica.

7 comentarios:

Manuel dijo...

Por casualidad, ese periódico de la época no será el diario YA, donde este supernumerario del OPUS hacia las delicias de sus patronos, la Editorial Católica, y lanzaba alabanzas hacia la obra de Escriba de Balaguer, entonces…. A que prensa fascista se refiere ahora este desmemoriado histórico???

Javier Tellagorri dijo...

Hombre, es sabido que era un supernumerario del Opus, como dice Don Manuel, y que escribía larguísimos artículos laudatarios del entonces Jefe del Estado.

Así son toda esta cuadrilla de rogelios : provienen de Falange o del Opus o de ambas organizaciones.

Porque nadie ha hurgado en los antecedentes de la Albóndiga Nacional, María Antonia Iglesias, que seguro que se encuentra con que era la encargada de alguna de las casas de Pilar Primo de Rivera para impartir doctrina sobre los 12 Doce Puntos de la Falange.

Reinhard dijo...

Ese diario es La Vanguardia, entones Española; como bien dicen ustedes, toda la progresía de una cierta edad tiene un pasado muy vinculado al régimen anterior, lo que no es obstáculo para que ahora vayan repartiendo acreditaciones de demócrata.

tolerancio dijo...

Cuando sale ese individuo por la tele, además de ulcerar el estómago a cualquiera, advertimos que se maneja en un lenguaje gestual de inspiración homilética, litúrgica, conservando la pose de las misas que soñaba con oficiar y que practicaba delante de un espejo...

José Antonio del Pozo dijo...

Sí, Sopena da pena, qué jeta gasta el colega

Merlinjoy dijo...

Cuanto mal hace la memoria histórica a esta gentuza que se creen sus propias mentiras.

Ni con leyes ni con nada pueden cambiar la historia, para desgracia suya.

JohnPJones dijo...

Creo que entre todos perdemos demasiado el tema con un pobre bobo senil. Que le intenten dar mas vidilla ahora en Cuatro (nunca pensé que podían hacer de sus mañanas algo mas de izquierdas que la Campoy, pero mira, telecinco obra milagros).

El pobre hombre se retrata como contertuliano de La Noria que es.