TWITTER

martes, 3 de mayo de 2016

La vida sigue igual



Como cantaba aquél, la vida sigue igual. Otra vez. Hay que votar, y como será más de lo mismo y por aquello de ahorrar, el partido del gobierno deja una imagen que bien podría ser su cartel electoral, que es la misma fotografía, o casi, de media vida. Rajoy, con la chaqueta a lo Luis Pineda, lo que puede indicar que está forrado, y no de ideas precisamente. Maíllo, de los Maíllo, Casado&Maroto de siempre, aplaude porque eso toca y no conviene nunca abandonar el guion. Cospedal, melena al viento y aire decidido, demostrando que sigue viva pese al finiquito diferido de Bárcenas. Y Arenas, ay, con ese aire inconfundible, el suyo propio y permanente, de estar en una caseta de la Feria y ser el más feliz. Olé.   

9 comentarios:

Fuga dijo...

Son un conjunto aberrante de sinvergüenzas y corruptos.
Pero tanto PSOE como PP tienen un voto incondicional. Básicamente parecido...rurales, pensionistas y funcionarios. A partes iguales según la provincia. Y los mismos mecanismos clientelares.

Esto es lo que hay.

Aitor Mento dijo...

El Día de la Marmota. En más de un sentido.

Reinhard dijo...

La obscenidad, como siempre.

Fuga dijo...

No exactamente. Parece siempre lo mismo, pero en realidad es un poquito peor cada vez. Es una obscenidad cada vez más descarnada. Y un día cercano un plato de mierda merece el elogio por su textura, o bouquet -para el que se lo beba-.

Lo mismo Trump acaba con todo y pasamos ya directamente a la era post apocalipsis en plan Mad Max. A mí me molaría...motos, titis radioactivas medio en pelotas, y sin límite de velocidad.

tolerancio dijo...

exacto. igual o peor... la última, el ministro de educación va y se carga lo poco que quedaba de la ley wert. vale que la ley no era nada del otro jueves. y no sabe uno muy bien por qué... acaso para ahorrarle el trabajo a otro gobierno... en fin, serafín...

Traveller dijo...


No tienes arreglo Fuga, eres un salido.

Estás dispuesto a votar a "Trump for President" por las moteras ligeras de ropa.

Fuga dijo...

:)

Lo cierto es que Trump me enferma. Tal vez porque es una gota de agua con otro fulano de aspecto apabullador y energuménico que sufrí precisamente en Usa. Un instructor de la academia militar para cadetes en Long Island por la que pasé. Hispanófobo furibundo, cada vez que andaba cerca soltaba un comentario hiriente contra España. Un día me descojoné de él en clase y enloquecido con sus casi 2 metros y 120 kilos de White-anglosaxon-jabalí, tropezando con los pupitres y todo lo que tenía por medio, se me lanzó encima y me soltó una manada de hostias medio enloquecido de ira a la que respondí con mi mejor ánimo, y a pesar de mis 14 años, una buena hostia le llegó en plena jeta.

Curiosidades de la vida, resulta que BIGPOLLA estuvo en la New York Military Academy apenas a 20 minutos de coche de la mía. Las dos escuelas de cadetes eran, además, rivales encabronadas en fútbol y béisbol. Por la mía pasó media familia Somoza, y por la otra Trump.

Me quedo con los Somoza.

Reinhard dijo...

¿Titis así, Fuga?

Fuga dijo...

mira Reinhard, si eso es lo que queda tras el holocausto nuclear, prefiero ponerme en el punto de impacto.